Martínez demuele a Barker

01 OCT 2011 - Boardwalk Hall, EEUU
Sergio “Maravilla” Martínez vs. Darren Barker
WBC 160lbs - 12 asaltos

por Diego Piedrabuena (Dai)

Vuelve a los rings Sergio “Maravilla” Martinez 47-2-2 (26 KO), el boxeador del 2010, uno de los mejores p4p de la actualidad, reconocido no solo por los especialitas del noble arte si no también implícitamente por sus propios colegas: es, por lejos, el boxeador más esquivado en los últimos 3 años. Tanto, que tiene que enfrentar al invicto, pero sin ningún nombre especialmente destacado entre sus oponentes, Darren Baker 23 (14 KO), campeón europeo, que debuta con este combate en los EE. UU. A priori, parece una pelea de transición para el púgil argentino, de carrera consolidada en España y hoy residente en California. Está en juego el “título” de Diamante del WBC, invento actual del organismo, que despojo a Martinez del título completo de la división. Martinez dio 158 lbs., dos por bajo el límite, ya en vistas del desafio que le hizo Manny Pacquiao en 150 lbs. El peleador británico dio 159,5 lbs.

LA PELEA:

1º round:
Típico asalto de estudio, donde se aprecia la mayor velocidad de Martinez. Barker no es el típico boxeador inglés: tiene una línea clásica, muy básica de hecho, pero no por eso desprolija ni poco efectiva. Sale a esperar, y le deja el centro del ring a Maravilla, donde usa el jab y combina poco, que de todas formas es más que el trabajo del británico, y le alcanza para llevarse el round.

10-9 Martínez

2º round:
Maravilla, con su juego típico de bajar las manos, entra y sale, combinando a las zonas altas. El púgil británico, en vez de usar su mayor alcance, se cierra, ofreciéndole además el centro del ring. Posibilita así que el quilmeño se luzca, incluso llegando con dos combinaciones claras al final del round.

10-9 Martínez

3º round:
Continua la tónica de la pelea, donde Maravilla combina y usa su jab en proporción de tres a uno en cantidad de golpes. Barker muchas veces pretende contraatacar, pero simplemente su velocidad no se lo permite. Cierto es que Martinez domina la pelea, pero el británico está en ella: no cesa de sacar manos cuando se lo permite Maravilla, y no se desespera.

10-9 Martínez

4º round:
Visto que perdió claramente los 3 primeros rounds, y aleccionado por su rincón, sale a atacar Barker. Maravilla juega en la respuesta, pero aquel llega claro. De hecho, llega neta una derecha en recto, lo que le provoca una hemorragia nasal a Martinez- y este lo corta en el ojo izquierdo.

10-9 Barker

5º round:
Con el envión del asalto anterior, a Barker se lo nota mucho más asentado en su juego, atacando fuerte y frontalmente, tratándose de cerrar cada vez que Martinez hace uso de su boxeo de estilista. Al final del round logra filtrar, además del ya sempiterno jab de derecha, alguna combinación, mientras entra y sale manejando las distancias, luciéndose.

10-9 Martínez

6º round:
Ya a esta altura el centro del ring no es solo del argentino, sino que se lo altera con el púgil nacido en Bristol, que está desmostrando una oposición mucho más dura de lo que se podía imaginar a priori. Maravilla llegá más, pero su cara ya muestra signos del castigo que recibe en los intercambios. De todas formas, es fluido en las combinaciones, a diferencia de Barker, que solo conecta manos aisladas, pero que se aprecian potentes. El asalto es para Martinez, pero es para remarcar que recibe castigo, por más que la vuelta sea de él.

10-9 Martínez

7º round:
El quilmeño cede el centro del ring, aprovechando que Barker ataca, ya refugiado en su clásico estilo de manos bajas, de contragolpeador veloz, potente y vistoso. Parece sentirse más cómodo Maravilla, y esto se verá en el desarrollo de la pelea, con el uso y abuso del jab de derecha, el ariete de todo su repertorio, y de la ciencia misma del boxeo. La diferencia de velocidad es apreciable. Barker está siempre unas décimas tarde, y Martinez combina, y combina.

10-9 Martínez

8º round:
Resbalón de Maravilla, advertido correctamente por el tercer hombre de ring -Ed Cotton-, de correcta actuación general. El castigo con los rectos en jab y cross ya se hace continuo, con el británico llegando poco, y muy lento. Este, promediando el round, llega claro sobre Maravilla, que le responde de forma todavía más contundente. A esta altura el jab de Sergio es la obra de un solista de orquesta.

10-9 Martínez

9º round:
Al comienzo del asalto hay un choque de cabezas, sin mayores consecuencias. El británico, sabiéndose abajo en las tarjetas, y de gran fuego interno, decididamente sale a atacar, plantado en el centro del ring. Maravilla se mueve, sigue son su monólogo de jabs, combinando rectos. Llega mucho, Barker responde, pero lento y sin mucha justeza- lo que no lo hace menos empeñoso.

10-9 Martinez

10º round:
Continua atacando Barker, con Maravilla usando sus jabs cómo pistón, y combinando, con una mano clara al minuto de la vuelta. A esta altura los impactos del argentino son los más claros de todo el combate, con derechas muy claras sobre el rostro, haciendo que su rival se cierre, ataque menos, recibiendo mucho más de lo aconsejable. Faltando 1’ para terminar el asalto, un recto de Martinez deja tambaleando a Barker, que a continucación es asediado por una batería de combinaciones del quilmeño. No cae a puro corazón, cerrado en su guardia, y aguantando hasta el final cómo puede, visiblemente maltrecho, quedando con el ojo izquierdo casi cerrado.

10-9 Martinez

11º round:
Sale el británico a atacar, lo que le permite a Maravilla lucir su juego, el que le es más conveniente, ese contraataque ofensivo y de combinaciones rectas, con un jab punzante. Llega al minuto del asalto Barker muy claro con una derecha, responde Martinez con una combinación, para unos segundos, y repite para terminar con un hook que impacta detrás del guante izquierdo del británico, rozándolo, y estrellándose en su oreja. Cae, intenta pararse y trastabilla. KO.

Ganador: Martínez KO 11º

- - - - - - - - - - - -

Martinez ganó todos los asaltos, salvo el 4to. El británico planteó una pelea defensiva, cerrada- de hecho, su defensa fue muy buena, compacta, lo que dificultó el trabajo de Maravilla. Colocó alguna buena mano aislada, y con potencia, pero nunca combinó. De todas formas, no hay que engañarse con las tarjetas: eso que mencionaba antes es precisamente lo que hizo de esta pelea un escollo duro para el argentino. No es el típico “fighter” británico-por más que si es muy fuerte-, si no que posee buena técnica, camina muy bien el ring, y hace de defectos virtudes: eso fue Barker, y que a la postre fue mucho más que lo pensado antes del combate. Maravilla ganó bien, con los lucimientos que lo caracterizan, cómo bajar las manos, grandes esquives, sacar el jab de abajo, sus contras. Y con una preparación asombrosa, agigantada si pensamos en los 36 años que porta. Quizás pecó de exceso de confianza, o su mente está en lo que viene, pero históricamente su trabajo en el ring siempre fue de menor a mayor. Ya avisó que solo hará 2 o 3 peleas más. Avisó que baja a 150 lbs. ¿Pacquio? ¿Mayweather? En estos momentos, en ellos está la respuesta.

KO12.com.ar®

[LEER ARTÍCULO COMPLETO]

¡Robo al cubano Lara en Atlantic City!

09 JUL 2011 – Boardwalk Hall, EEUU
Paul Williams vs Erislandy Lara
Eliminatoria WBC 154lbs – 12 asaltos

por Manuel Blanco (Rapote)

En el Boardwalk Hall de Atlantic City, EEUU, se enfrentaron en pelea pactada a 12 asaltos, de carácter eliminatorio para aspirar al WBC de las 154 libras, el estadounidense Paul "The Punisher" Williams 39-2 (27ko) y el cubano Erislandy Lara 15-0-1 (16ko).

Este es el análisis del combate, asalto por asalto tal y como acostumbro:

1º Asalto:
Ni bien se plantaron los dos zurdos la enorme diferencia -12cm- de estatura se hizo evidente.
Williams intentó pelear en largo soltando manos rectas pero el cubano supo esperarlo, contenerlo y contragolpearlo exitosamente.
10-9 Lara

2º Asalto:
Williams intentó imponerse pronto, lanzando a fondo, como para demostrar “quién manda aquí”…
Pero Lara –que habrá visto varias veces el video de la pelea entre Williams y Martínez- le cedió una vez más la iniciativa para contragolpearlo efectivamente.
La derecha de Lara resultó una pesadilla para “The Punisher”…
10-9 Lara | SubTotal: 20-18 Lara

3º Asalto:
La diferencia de velocidad se hizo inzanjable a medida que el cubano se fue soltando. Williams no supo resolver las buenas formas defensivas de Lara y fue blanco de los mejores golpes que se ejecutaron en lo que iba del pleito.
10-9 Lara | SubTotal: 30-27 Lara

4º Asalto:
Williams, visiblemente frustrado, propinó un fuerte golpe bajo en uno de los infight que logró forzar.
En inversión de roles merced a una mayor velocidad y mejor traslación, Lara trabajó a la distancia mientras que Williams –el hombre más alto y de mayor alcance- buscó inexplicablemente la corta.
Williams sin embargo trabajó mucho y, gracias a la forma en que se prodigó, obtuvo su primer asalto en este pleito.
10-9 Williams | SubTotal: 39-37 Lara

5º Asalto:
Williams continuó con la actitud del asalto anterior, tratando además de trabajar sobre los planos bajos de Lara, que sintió la presión y disminuyó su intensidad.
10-9 Williams | SubTotal: 48-47 Lara

6º Asalto:
Lara aceptó el infight propuesto por Williams y, muy bien cubierto y bloqueando efectivamente, retomó el control de la pelea con precisos contragolpes a la zona alta.
10-9 Lara | SubTotal: 58-56 Lara

7º Asalto:
Williams lució muy cansado al tiempo que Lara pareció haber ‘cambiado el aire’, situación que redundó en una visible superioridad del cubano sobre el estadounidense.
Lara soltó muy buenos uno-dos que partieron desde una posición de ‘manos desmayadas’, tal la guardia que presentó el cubano sobre la segunda mitad del asalto.
10-9 Lara | SubTotal: 68-65 Lara

8º Asalto:
Williams le puso el alma al combate, aunque lució falto de convicción por momentos.
Lara sostuvo su plan sin desconcentrarse pero con menor cadencia ofensiva, regulando fuerzas para el resto del pleito.
Por poco se lo llevó el estadounidense, más por inacción del cubano que por méritos propios.
10-9 Williams | SubTotal: 77-75 Lara

9º Asalto:
Asalto parejo en los lanzamientos e intercambios, en el que tres muy buenas izquierdas largas del cubano marcaron –claramente- la diferencia y definieron al ganador del capítulo.
10-9 Lara | SubTotal: 87-84 Lara

10º Asalto:
Lara volvió a hacer trabajar la mano que mejor resultado le trajo en el primer segmento de pelea: la derecha. Y esta, lógicamente, abrió el camino a su mano más picante por lo que sumó y ganó con muchas combinaciones (de espíritu ‘matemático’ y no noqueador).
10-9 Lara | SubTotal: 97-93 Lara

11º Asalto:
Williams salió a prodigarse a sabiendas de que sólo un KO podría dar vuelta la historia. Pero -cansado y sin ideas- fue víctima de los buenos desplazamientos del cubano, que además lo contragolpeó magistralmente de a momentos como con la tarjeta ‘en la cabeza’…
10-9 Lara | SubTotal: 107-102 Lara

12º Asalto:
El público arengó al estadounidense, que avanzó casi al ritmo del aliento que bajó de las gradas. Pero lo hizo con movimientos taurinos ante un cubano que asumió el rol de torero esquivando tocando, cambiando de frente y de ritmo…
10-9 Lara | FINAL: 117-111 Lara

Resultado Oficial: 114-114, 115-113 y 116-114, ambas tarjetas ganadoras para… ¡Paul Williams!

Muchas veces me pongo a comentar sobre los fallos polémicos. El de esta noche, no merece siquiera ése adjetivo. Esto fue, lisa y llanamente, un ATRACO.

Y yo hago –mal o bien pero modestamente- análisis (críticas, crónicas, o como gusten llamarlas) de BOXEO, no de la “Sección Policial”. No tengo ganas de hablar de ROBOS, me agota…

Hasta la próxima amigas y amigos del boxeo, en la que espero analizar las posibilidades de los púgiles en calidad de justos ganadores o perdedores, conforme a un verdadero resultado y no a un robo…

KO12.com.ar®

[LEER ARTÍCULO COMPLETO]

En breve continuamos con todo el Boxeo

DISCULPE LAS MOLESTIAS, ESTAMOS TRABAJANDO EN EL RETORNO DE KO12

¡Gracias por la incondicionalidad y el apoyo de siempre! Sígannos -mientras tanto- en nuestro sitio en facebook...
KO12.com.ar®

[LEER ARTÍCULO COMPLETO]

¡Martínez destruyó a Dzinziruk!

12 MAR 2011 - MGM Grand Foxwoods Casino, EEUU
Sergio “Maravilla” Martínez vs. Sergiy "Razor" Dzinziruk
WBC 160lbs - 12 asaltos

por Diego Piedrabuena (Dai)

Llega por fin el retorno al cuadrilátero de una de las sensaciones del 2010, considerado como uno de los mejores libra por libra del momento, el argentino, oriundo de Quilmes, Sergio “Maravilla” Martínez (45-2-2, 24 KOs), quien no posee el título mediano que le pertenece merced a los extraños manejos del boxeo contemporáneo, ya que se le quitó para que pelee por el denominado título de Diamantes del WBC, y el ucraniano Sergiy Dzinziruk (36-0-1, 23 KOs), campeón del WBO en las 154lbs.

Se espera una pelea interesante, ya que ambos púgiles son muy técnicos, pero mientras el argentino usa esa técnica en merced a un ataque sostenido, contraatacando todo el tiempo, el ucraniano amarra, trabando y no dejando desarrollar el juego del oponente, con una línea de clásico boxeador europeo, erguido, manteniendo las formas, un estilo largo y paciente, con la particularidad de que su mano fuerte es la izquierda, de igual forma que el argentino. Si “Maravilla” logra romper ese nudo defensivo la historia casi seguro tendrá un desenlace temprano. De todas formas, el quilmeño está en mejor condición física que nunca si la contienda se extiende a los 12 asaltos. El arbitró será Arthur Mercante (h.). Ambos púgiles pesaron 158.8 lbs.

LA PELEA:

1º round:
Maravilla le cede el centro del ring al ucranio, y pivotea, casi danzando, a su alrededor sacando el jab punzante. La diferencia de velocidad es notoria: “Maravilla” baja las manos, algo ya clásico en él, y vistea, cabecea, esquiva. Saca poco la izquierda, pero con el jab alcanza, colándolo cuando Dzinziruk intenta tirar su propio jab, pero a una velocidad tan inferior que a veces parece una práctica de gimnasio. Los 5 cm. de ventaja en altura del invicto no parecen influir en nada. Es un asalto de estudio, pero que ya plantea el esquema de la pelea por venir.

10-9 Martinez

2º round:
Siguiendo las indicaciones de su rincón, el campeón súper welter WBO se mueve más, y tibiamente comienza a sacar la izquierda. Martínez hace lo mismo, pero se lo aprecia mucho más sólido, comenzando a trabajar las zonas bajas, con una diferencia de potencia notoria, y en un número de golpes que por lo menos triplican los impactos de su rival. Este porcentaje podríamos ampliarlo también a la movilidad-y velocidad, remarcado esto insistentemente por la esquina del argentino- de ambos luchadores, donde el contraste entre el erguido eslavo y el plástico Martínez es tan notorio que hasta parece imposible de transmitir por esta crónica…

10-9 Martinez

3º round:
El quilmeño, siguiendo las indicaciones de su rincón, apura más con las combinaciones de jab y cross, y hasta asoma el swing que tan buen resultado le diera contra Paul Williams, golpe muy conveniente cuando la diferencia de altura es notoria. El asalto sigue la tónica del anterior, con una Martínez justificando plenamente esa forma de conocer al pugilato: ciencia dulce.

10-9 Martinez

4º round:
Soprende a los 10 segundos el quilmeño con un 1-2 de manual, que hace poner rodilla en tierra al ucraniano y le provoca la cuenta de protección. Martínez sigue atacando, pero contenido, y faltando 1 minuto para el fin del asalto, mete una espectacular izquierda en swing, tolerada notablemente por Dzinziruk, que empieza a demostrar gran encaje, y responde con una cross de izquierda que fue la mano más clara sobre el argentino desde que comenzó la pelea, para luego impactar en la zona inguinal del argentino, parando la contienda unos segundos para que se recupere.

10-8 Martinez

5º round:
Martínez se toma un respiro, y morigera la intensidad del trabajo, pero de tomas formas marca el compás, donde el desarrollo deviene entorno a sus acciones, cómo director del concierto boxístico que nos brinda. A puro amor propio Dzinziruk empieza soltar más sus manos, y comienza a impactar seguido-especialmente con la izquierda-, en la humanidad de Martínez, aunque sin profundidad apreciable. Faltando 10 segundos para finalizar el asalto, una doble combinación de jab y cross de Maravilla culmina con su oponente en la lona. Cuenta de protección y fin del asalto.

10-8 Martínez

6º round:
El round entero, exceptuando al minuto de comenzar, donde una izquierda tremenda de “Maravilla” es respondida por otra casi tan espectacular del ucraniano, fue una sinfonía de jabs del argentino. Al ucranio se lo nota ya con la cara hinchada, muy marcada, y con un corte en el ojo derecho.

10-9 Martinez

7º round:
La pelea continúa en la misma tónica que los asaltos anteriores, pero inexplicablemente Martínez se comienza a trenzar en el intercambio, donde definitivamente no le conviene estar, se aprecian los impactos del eslavo sobre su cuerpo, con algunos de intensidad importante El ucranio levanta la puntería junto con su actitud, lo que le permite llevarse el asalto. Se aprecia un corte sobre el párpado izquierdo de “Maravilla”.

10-9 Dzinziruk

8º round:
Se noto mucho nerviosismo en el rincón del argentino, sin dudas provocado por el corte. Se escuchaba a Martínez pedir que le sequen la sangre, sereno pero firme. El manejo de su esquina fue un poco atolondrado, tardaron varios segundos más en bajar del ring que el minuto reglamentario, con el juez de ring haciendo la vista gorda por esto y no dando cuenta cómo corresponde. Esto hace extraño el comienzo, pero se aprecia que Martínez quiere terminar la pelea, el corte del ojo más que en lo físico le dolió en el orgullo, por más que es el claro dominador del pleito. Poco antes de promediar el asalto, impacta de swing a pleno-golpe similar, pero no igual, al que sufrió Paul Williams en la última pelea con el argentino- en el rostro del ucranio, que lo hace caer, muy sentido. Se levantará, sacando entrañas a lo guapo, para caer dos veces más, y decretar el KOT en el 8º asalto.

Ganador: Martínez KOT 8º

- - - - - - - - - - - -

Que decir de “Maravilla” que ya no se haya dicho: lo suyo es arte puro, baja las manos exponiendo su cabeza, vistea, mueve su cintura, dejó a su contrincante tomar el centro del cuadrilátero para girar a su alrededor, y ofrecerle una batería de jabs desde todos los ángulos, ya sea desde el ataque pero especialmente trabajando las aperturas. No existió un hueco sin llenar con sus puños cada vez que el ucranio quería extender sus manos para impactarlo, con esa diferencia de velocidad notable, manejando todo el tiempo la distancia con la piernas, algo que solo pueden hacer los maestros de este deporte. Anulo el trabajo de su rival, que es un gran boxeador, pero que parecía alguien del montón al lado de Martínez. A los 36 años se le ve en mejor forma que nunca, con un estado y una preparación envidiables, pero más que nada con una confianza y una fortaleza mental difícil de igualar.

¿Qué sigue? Quizás una pelea a mitad de año, y otra para el fin de del 2011. ¿Será esta con Floyd “Pretty Boy” Mayweather? Ojalá, tanto por la bolsa, que recompensará algo de todos estos años de sacrifico, cómo por el bien del deporte, donde los mejores tendrían que si o si medirse con los mejores, cómo era norma en otras épocas. Y por nuestro bien. Cómo aficionados al noble arte, ver a un pugilista cómo Martinez no puede menos que justificar esa forma de llamar al boxeo: es noble, ya que el sacrificio implicado en su práctica es difícil de igual por otros deportes. Y es arte: basta ver a Sergio “Maravilla” Martínez para comprobarlo.

KO12.com.ar®

[LEER ARTÍCULO COMPLETO]

Donaire destronó a Montiel

19 FEB 2011 – Mandalay Bay, EEUU
Nonito Donaire vs. Fernando Montiel
WBC & WBO 118 lbs - 12 asaltos

por Guillermo Ursi (Guille)

En el Mandalay Bay Resort & Casino de Las Vegas, Nevada, se enfrentaron el tricampeón mundial unificado Fernando “Ko-chulito” Montiel 44-2–2 (34ko) y el ex doble monarca, Nonito “The Filipino Flash” Donaire 25–1 (17ko), en un duelo esperadísimo por los títulos mundiales gallo de la OMB y del CMB en poder del mexicano.

Para Montiel, fue la oportunidad de volver a encabezar una función en la pantalla de HBO. Hilvanó, desde su complicada pelea con Alejandro Valdez, cuatro victorias consecutivas, incluyendo la más resonante de ellas en tierras japonesas, ante el difícil local, Hozumi Hasegawa.

Su rival, Nonito Donaire, de General Santos, Filipinas, un boxeador sobrio, implacable, con probada calidad y claras victorias sobre Volodymyr Sydorenko –paliza incluida-, Hernán Márquez y Vic Darchinyan –encontrándose el armenio en su mejor momento.

LA PELEA:

El primer round mostró mucho ritmo por parte de ambos, con buenos movimientos laterales, y buen juego de piernas por parte de Donaire quien mantuvo sus manos bien arriba, tomando la iniciativa desde el campanazo inicial. Montiel, algo más precavido, lanzó esporádicamente a la boca del estómago, apostando a la contra y sin mucha acción. El apodado "Flash filipino" supo manejar la distancia prendiéndose en la corta para meter sus combinaciones, saliendo rápidamente con movimientos hacia atrás. El mochiteco apostó a alguna réplica aislada, enfocándose en las partes blandas, sin hacer mucho daño. Fue un round rápido, claramente dominado por Donaire.

Alertado por su esquina, en los primeros instantes del segundo round, el mexicano presionó logrando impactar la primera derecha a fondo aunque recibió un uno-dos muy duro. Donaire fue demasiado rápido y siempre logró escapar de la presión ejercida por el mexicano, manteniendo una férrea defensa con sus brazos adelantados imposibilitándole filtrar golpes a través de su guardia y respondiendo ante cada envío a razón de 2x1.

El mochiteco entró en la corta a cruzar fuego y conectó una derecha neta al mentón, que el filipino absorbió y respondió con una potente izquierda que impactó en su cabeza, a la altura de la sien, y que lo hizo caer desplomado. Luego de golpear contra la lona, a duras penas pudo incorporarse para recibir la cuenta y recibir de inmediato un tremendo uno–dos que obligó al tercer hombre a detener las acciones a los 2:25 del segundo.

De esa manera Donaire se proclamó nuevo campeón mundial de la categoría Gallo de los organismos OMB y CMB.

Esta noche, Donaire superó a Montiel en lo físico, en lo mental, en lo anímico, y en poder y velocidad. La mejor preparación de su vida no le bastó al nacido en Los Mochis para probar la resistencia del filipino.

Con sus últimas actuaciones, Donaire debe ser ubicado entre los cuatro boxeadores del momento –junto a Manny Pacquiao, Sergio Martinez y Juan Manuel Márquez-. Su futuro, sin embargo, luce realmente incierto. Sin Montiel en el camino, Agbeko, Abner Mares y Anselo Moreno, parecen estar a años luz del nuevo campeón. La división Supergallo tampoco parece tener un campeón sólido que pueda hacerle sombra.

Las 126 parece ser la división más competitiva entre las más pequeñas, siendo Juan Manuel López su figura más rutilante. Es más bajo en estatura pero cuenta con mayor alcance y pegada. Resta saber si Donaire puede mantener su poder y asimilación en una categoría superior. De hacerlo, me animo a anticipar que puede retar al mejor Juanma López y vencerlo.

En mi opinión, a partir de aquí y en los próximo años, tendremos a este boxeador peleando los primeros puestos de los listados de "libra x libra".

KO12.com.ar®

[LEER ARTÍCULO COMPLETO]

Bradley doblegó fácil a Alexander

29 ENE 11 - SilverDome Stadium, EEUU
Devon Alexander vs. Timothy Bradley
WBC + WBO 140lbs - 12 asaltos

por Manuel Blanco (Rapote)

En el SilverDome Stadium de Pontiac, Michigan, unificaron sus títulos de las 140 libras los norteamericanos Devon Alexander "The Great" 21-0 (13ko) y Timothy "Desert Storm" Bradley 26-0-1 (11ko) en choque de invictos por la supremacía de la división.

Alexander, de guardia zurda, 2cm más alto, con 5cm más de alcance y 3½ años más joven que Bradley, diestro.

Alexander tuvo en marzo de 2010 una victoria rotunda sobre el colombiano Juan Urango (KOT8) que hizo que el ambiente boxístico alertara sus pupilas sobre su figura. Pero 5 meses después tuvo una floja actuación ante el siempre complicado Andrej Kotelnik que, a juicio de este cronista, fue favorecida con un fallo extremadamente localista que le dió la victoria (clic aquí para ver la nota).

Bradley tuvo un 2009 activo, con dos victorias (ante Kendall Holt y Lamont Peterson) y un nulo (ante Nate Campbell). Pero hizo sólo una pelea en 2010, en las 147 libras y ante el argentino Luis Carlos "El Potro" Abregú (GPP12).

La suma de KO's de ambos rivales nos posicionó, a priori ante un pleito que sabíamos iba a definirse con el fallo de los jueces...

LA PELEA:

Bradley arrancó seguro, tomó la iniciativa, se adueñó del centro del ring y se hizo cargo de la ofensiva. Situación que sostuvo durante todo el transcurso del combate...

Alexander intentó desde una estrategia defensiva que buscó sustento en el retroceso y el contragolpe de varias manos, que soltó con buena velocidad pero escaso vigor, al compás de sus propios 'gritos'. Como si hubiera buscado impresionar a los jueces con estas acciones, más efectistas que efectivas...

Bradley se concentró en hacer daño a su rival. Y beneficiado por la derecha (en el caso de Alexander por su condición de zurdo recordemos se trata de su mano adelantada) excesivamente baja de "The Great" apuntó muy bien a la zona alta, obteniendo buenos resultados.

Alexander mantuvo sus piernas muy abiertas lo que dificultó su propia estrategia, de accionar en retroceso, ya que se demoraba más en concretar la retirada. Bradley supo sacar ventajas también de este error de Alexander atacando directamente con la derecha en gancho, mano que repitió en corto y rápidamente cada vez que asestó sus primeros envíos.

No tuvo salida el de Missouri ante el californiano que desató, haciendo honor a su mote -"Desert Storm"- una verdadera 'Tormenta del Desierto'...

Y es que Bradley hizo lo que tenía que hacer. Sofocó a Alexander y no lo dejó capitalizar sus ventajas físicas. Además, los únicos golpes sólidos del combate fueron de él.

Promediando la primera mitad del combate hubo un choque de cabezas situación que se repitió, de forma más violenta, en el 10º asalto...

Alexander -que si bien el choque fue accidental él tuvo mayor grado de culpabilidad si hilamos fino- aprovechó el suceso para teatralizar un dolor intenso, al punto que el árbitro -a instancias de la recomendación del médico- decidió poner fin a la pelea.

El de Missouri quiso seguramente buscar el final apresurado del pleito para que la ventaja no se extendiera -Bradley, lejos de mermar su accionar venía 'in crescendo'- y para jugarse a un fallo polémico si es que algún juez había caído ante el embrujo de sus movimientos efectistas...

A las tarjetas entonces, con un 10º que hubo que fallar -cosas de los reglamentos- a pesar de no haberse disputado ni la mitad del mismo...

Los jueces vieron ganar unánimemente a Timothy Bradley por 97-93, 96-95 y 98-93. A Tom Miller, tal el nombre del que falló 96-95, deberían prohibirle de por vida fallar otra pelea de boxeo.

Mi tarjeta marcó 99-93. Sólo vi ganar a Alexander -o mejor dicho "perder a Bradley"- el 7º capítulo mientras que en el 10º fallé 10-10 ya que no hubo ni tiempo de inclinar la balanza a uno u otro lado.

La pelea fue técnicamente rica, con alternativas interesantes pero con un desenlace abrupto y un desarrollo repetido y repetitivo que la convirtió en un espectáculo pobre.

Alexander, pelea tras pelea, confirma que su victoria ante Urango fue un "oasis" en el desierto de su carrera... Claro que hablamos de un púgil que el mes que viene cumple 24 años y todavía tiene mucho para dar. Pero de momento creo que va defraudando con cada presentación.

Bradley, lució como un púgil experimentado con sus cortos -para los nuevos tiempos que corren- 27 años, aplomado, preciso, rápido. Y con una condición física inmejorable. A todo esto le sumó una actitud poco conservadora, de ir siempre a buscar la pelea, a robarse el protagonismo y quedarse con todo.

Khan, campeón de la WBA, podría ser la próxima unificación para Bradley -ahora campeón WBO y WBC- en una división que se pone caliente y en la que Argentina tiene dos exponentes dentro del Top-10 como Marcos René Maidana y Lucas Matthysse. Esperemos...

KO12.com.ar®

[LEER ARTÍCULO COMPLETO]